EXCLUSIVA DANZERIA: Entrevista a Gustavo Lamas

Danzeria te asesora en la creación de tu sello discográfico
 

[symple_box color="gray" text_align="left" width="100%" float="none"]

Elegido por el sello Kompakt para formar parte del disco Pop ambient 2015, el dj y compositor argentino que comenzó su carrera a los 18 años, hoy reparte sus días entre la radio, la producción musical y el periodismo. Además de poder escucharlo todos los sábados por la La hora Mareante  (www.factoryradio.net.), suena desde las páginas del suplemento Soy de Página 12, desde la cabina de un bar, un hotel o una pista a las 4 de la mañana... Mientras trabaja con nuevas producciones y reversiones de temas viejos para tocar en vivo – acaba de terminar un remix para Fussible y Bostich del Colectivo Nortec de México-  hablamos con el dj que este viernes 19 lo podes escuchar tocar en Levitar.

Gustavo Lamas

Estoy trabajando en algunos temas nuevos y reversiones de temas viejos para tocar en vivo, terminé un remix para Fussible y Bostich del Colectivo Nortec de México del nuevo disco que sale en estos días. Este año tocamos bastante con el proyecto Mezcla que es un dúo que integro junto a Ismael Pinkler. El se fue de tour europeo con Carisma, su proyecto con Carolina Stegmayer, y en la valija se llevó unos temas nuevos que hicimos en estos meses entre ensayo y ensayo, para mostrar allá. Además estoy esperando ansioso que se edité el Pop Ambient 2015 para el sello Kompakt que sale en noviembre con un track mío.

¿Qué fue lo último que escuchaste?¿Algún hallazgo que digas esto me voló la cabeza?

Escucho cosas nuevas que van saliendo todo el tiempo. No se si puedo decir que algo me voló la cabeza. Pero si muchas cosas que me gustaron. Por ejemplo el nuevo disco de Lee Gamble, el de Roman Flügel, The Bug, Ital, Huerco S, Lone, Leon Vynehall, Dave Aju y muchos otros. De música de acá me gustaron los discos que sacaron hace poquito Diosque y Carola Bony. Pero también me gusta escuchar música vieja que por ahí ni conocía o no le prestaba atención como algún disco de War, Shuggie Ottis o Dennis Wilson. De sellos hay algunos que sigo y otros que son más cercanos de amigos y siempre me interesan como Kompakt y Cómeme donde están amigos como los Djs Pareja y Carisma que siempre me gustan y los recomiendo.

 Me interesaba conocer el origen de tu influencia musical, ¿desde cuándo te comenzó a interesar el mundo de la música?

Desde muy chico la música siempre estuvo muy por encima en mis prioridades y soy bastante monotemático. No sabía de que manera iba a terminar relacionado con ella y todavía me cuesta definirme porque soy en primer lugar un curioso y apasionado escucha. Pero la encaro desde diferentes lugares: compongo desde finales de los 90´s, escribo algunas recomendaciones musicales en el Suplemento Soy de Página 12, tengo un programa de radio que conduzco y paso música como dj e mambitos tan distintos como un bar, un hotel o una pista a las 4 de la mañana. Puedo ver en perspectiva que partir de los 18 más o menos comencé a definir mi gusto y aprender a separar la paja del trigo. Antes escuchaba de todo con poco criterio o menos rigor. La música electrónica siempre estuvo en el menú de opciones porque soy de la generación que se crió escuchando a New Order, Depeche Mode y bailando lo que llegaba del house apenas salió. Así que era algo al alcance de la mano y aunque mis gustos exceden ampliamente a la música compuesta con instrumentos electrónicos es de la que más me sigue estimulando desde que comencé a cambiar el plomazo de la espera por ver al grupo de rock, por la fiesta y la discoteca a principios de los 90´s.

¿Porqué elegiste ser dj?

Todavía tengo algún conflicto con el rotulo de DJ. En algún momento prefería llamarme musicalizador y también tenía cierto rollo porque en principio comencé a tocar con la dinámica de un dj, pero poniendo mi propia música muchas veces con el sampler en vivo. Entonces pensaba que era otra cosa que un dj. Con el tiempo me agoté de sólo pasar música propia y además implicaba un esfuerzo de producción difícil de sostener en el tiempo. Así que en los últimos años he tocado más como dj pasando música nueva, vieja y mechando con algunos de los temas que voy haciendo. Ese recorrido es un poco raro como para recomendarle a otros qué hacer.

¿Que errores suelen surgir?¿Qué consejos le das a alguien que comienza a tocar?

Algo seguro: qué no subestiman al público, que aunque sean tres en una pista piensen que poner música para que el otro sienta con el cuerpo es muy importante, que si no sienten amor por la música que pasan, se dediquen a otra cosa. Los errores más usuales son los técnicos mandarse algún moco en una mezcla o que se desenchufe algún aparatejo y tener que pilotear eso. Pero en cuanto al trabajo de selección puede ser que uno ponga algún tema que no va con el clima y tenga que recalcular. De eso se trata un poco de equilibrar entre el capricho de lo que uno quiere poner y la predisposición de la pista o el lugar que te toca.

¿Recordás en los primeros lugares donde te presentaste?

Al principio tocaba en centros culturales como el Centro de Cultura España que se llamaba ICI, el Museo de Arte Moderno, un bar que se llamaba Oval, ciclos en lugares como el Bauen. Ese era el circuito cuando arranqué. Después toqué mucho en Morocco que fue como una escuela donde participé de diferentes ciclos y tuve algunos meses de residencia como warm up en la pista de abajo que era lo más. En ese momento no dimensionaba, pero con el correr del tiempo agradezco haber estado dentro de la escena que se creó alrededor de ese club mítico.

¿Cómo definirías tu estilo musical?

En mi faceta como productor trabajo en dos direcciones diferentes, por un

lado parte de mi producción está más cerca al ambient, los paisajes sonoros, un poco más abstracta y por otra temas más rítmicos que tiene que ver con mi visión y aporte al house y el tecno como etiquetas muy amplias. Trato de tener un estilo propio donde mi amor por el pop siempre está presente. En cuanto a mis pasadas como dj en los últimos tiempos estoy más cercano al house con cierto vuelo, pero puedo poner cosas que no tengan que ver exclusivamente con eso. Y dependiendo la ocasión es más pop o más oscuro. En la radio me doy el gusto de pasar todo tipo de estilos. Así que un día el programa peude ser de canciones, otro de dub, otro de breaks o todo mezclado.

Hablando de composición, ¿De qué se compone un buen set para vos?

A mi me gusta cuando haya ciertos guiños que se note que el que pone música tiene un background y selecciona desde ese lugar. Con la catarata de data que hay, la tarea es saber separar la paja del trigo y ordenar la información. En ese sentido a mi además de poder hacer una buena pasada en una pista de baile, me gusta tocar en otras situaciones donde hay que armar otro tipo de ambiente y hacer los playlist para la radio donde me tomo la libertad de pasar desde música experimental o de cualquier época, hasta novedades recién salidas. Lo importante es poner música que a uno lo moviliza, lo entusiasma y pueda transmitir eso a los otros.

¿Cómo fue tu experiencia de estar tocando en las principales capitales de Europa?¿Cómo ves la escena local de la noche, “la movida” en Buenos Aires?

Tuve algunas experiencias que fueron desde tocar en situaciones más relacionas con el circuito del arte y el under, hasta en algunos festivales y discotecas donde ya conocían mi música. No puedo hablar en general del panorama porque son experiencias muy disimiles, pero a priori podría decir que básicamente las condiciones técnicas acá todavía son demasiadas precarias en la mayoría de los lugares y nos cuesta mucho hacer desarrollar una escena más underground que funcione con público y condiciones mínimas. De todas maneras en el último tiempo hay mucha gente haciendo cosas que es estimulante. Puedo nombrar las Back Up de Niceto donde Dany Nijensohn y Carlos Alfonsín invitan bandas y músicos todos los jueves, las Dengue Dancing en Gong, las Fun Fun de los Djs Pareja, las Clasicc Airlines que hacen Violett y Damián Miranda en diferentes lugares, Levitar donde siempre hay buenos djs tocando y las Inbox de los jueves en Congo donde se puede pasar todo tipo de música. Pero también en el interior hay gente que hace cosas piolas en el interior como las Extrapiramidal y las Future en Córdoba donde tuve la suerte de tocar varias veces y están muy bien.

Entrevistas recomendadas:

[/symple_box] 

Comentarios

comentarios