¿Cómo influye la música en nuestro ánimo?

Muchas veces, al sentirnos triste, alegres, eufóricos o molestos escogemos melodías parecidas a lo que sentimos anímicamente, se trata de cómo percibimos cada una de las sensaciones mediante el sonido. Estudios demuestran las capacidades de la música, y como ella nos puede trasformar sumergiéndonos en un estado triste, si es el caso. Por ejemplo, se nos murió alguna mascota, sufrimos de alguna ruptura amorosa o simplemente las cosas no están bien, tendemos a casi gozar con la experiencia de alguna canción melancólica y seguro nos sentiremos realmente desechables.



Según el Dr. Jonna Vuoskoski, investigador de las facultades inducidas por la música en la Universidad de Oxford, explica:

Los  procesos, llamados “regulación emocional”,  suponiendo un estado inconsciente del ser humano, que en realidad no sabe porqué escucha ese tipo de música. Sin embargo, una vez que la escucha empieza a analizar su estado emocional cayendo en cuenta  de sus sentimientos. Es esa sensación de empatía en donde sentimos la canción como nuestra historia, nos identificamos con el autor, sintiéndonos acompañados en nuestro dolor.

Las personas en esos estados presentan varios niveles, además del psicológico, también encontramos el físico, estos pueden ser evidentes por las segregaciones hormonales realizadas en nuestro cuerpo (oxitócica, dopamina, prolactina) afectando a su vez,  lo neurológico.

Las melodías  pueden influir  de muchas maneras en nuestro comportamiento. El Dr Jonnas cree  que lo común es escuchar música igual a nuestro estado de ánimo, y puede ser extraño si oímos un ritmo no a acorde con los sentimientos. Vuoskoski expone que al hacer sesiones de musicoterapia para aliviar la depresión, la técnica es: “empezar con música triste, a continuación, se escucha gradualmente tonos alegres. De esta manera,  se guía al estado emocional mediante la música, en lugar de ir directamente a un tipo de canción feliz, que puede ser discordante”. Por lo tanto, estaremos educando los sentimientos.

Por último, es bueno pegarse a la felicidad oyendo sesiones melodiosas y alegres. Son obvias las razones para regular nuestros estados de ánimos, ya que somos cocientes de cómo nos afecta. Si escuchar nuestra música favorita con ritmos animosos nos hará bien, entonces ¡A escucharla se ha dicho! En Danzeria, nos  gusta la electrónica, nos hace sentir vivos, el género dependerá de ti. ¿Cuál es el tuyo?

Comentarios

comentarios