DJ

¿Se acuerdan cuando todos soñaban con ser súper estrellas de rock o ser el próximo Tom Cruise en una famosa pelicula? Pues esos días han quedado atrás. Con la expansión acelerada de la música electrónica y su cultura, cada vez vemos más y más cómo los adolescentes, e incluso algunos adultos, se mueren por sumergirse en este mundo. Sin embargo, ¿estará la exposición mediática perjudicando la industria?

Lo bueno y lo malo

Por un lado, es genial que por fin la industria de la música electrónica esté recibiendo validez genuina en el mundo, lo malo… es que ahora cualquiera piensa que puede ser Dj.LaidBack Luke

Ok, cierto: a simple vista pudiera parecer que los Djs tienen una vida envidiable (fiestas, fama, mujeres y alcohol ilimitado) pero la realidad es que existe una gran exigencia física, mental y emocional si quieres sobrevivir en este mundo.

Incluso, desde el aspecto técnico: crear un tema desde cero lleva mucho más trabajo de lo que se pudieran imaginar, como explicaba Laidback Luke durante su seminario en el Dancefiar.

La realidad 

A pesar de que existan muchos más interesados en ser Dj que antes, en parte no se les puede culpar del todo de ser copiones u “ovejas” siguiendo al rebaño. Gracias a grandes Djs como Paul Oakenfold, Carl Cox, incluso el bebé Martin Garrix, muchos están notando que sí se puede tener una carrera exitosa en este medio.

Por un lado, por ejemplo, en el Reino Unido están planificando impartir una asignatura de DJ en las secundarias. Por otro lado, gracias al show de reality, como Ultimate DJ, que se estrenará pronto, y la gran cantidad de documentales, biográficas y películas inspiradas en este medio, se están abriendo infinitas puertas a esta nueva generación que ama la música electrónica.

El futuro

DJ (2)La verdad es que esta industria le brinda una oportunidad a esos chicos y chicas que ya no sueñan con ser doctores ni abogados, los ayuda a experimentar quiénes son a través de la música y eso es algo que todos deberíamos apoyar, y nos guste o no, los medios han ayudado a que esto sea posible.

Comentarios

comentarios

About the author